La izquierda de derecha mexicana

Pues parece que en México las cosas van retro más que nunca, además de contar con una buena dosis de esquizofrenia política.

Resulta que el Distrito Federal, el bastión de la izquierda mexicana, donde los sesentayocheros y los líderes estudiantiles forman parte del gobierno y de la élite política, se aprobó una ley de ultraderecha que ni el famoso e imaginario Yunque habría propuesto, una ley que considera a los ciudadanos unos subnormales incapaces de cuidarse solos y de decidir lo que está bien y lo que está mal. Como buenos ultraconservadores, los asambleístas, casi todos perredistas, quieren cuidar a los taraditos ciudadanos y obligarlos a portarse como chamacos decentes.

La nueva ley de establecimientos convertirá a la ciudad más grande del mundo en un pueblito puritano donde todos se acuestan temprano y nadie chupa por las noches, ¡no nos ponen toque de queda porque no se les ocurrió!

Como ya nos enseñó Ebrard con el News Divine, ¡Primero muertos y aplastados que niños borrachos! En esta ciudad sólo buenos modales y morales recatadas.

Con la nueva ley, antros, bares y changarros de todo tipo cerrarán a más tardar a las 3:00 de la mañana, para que se note que las libertades ciudadanas le valen pura madre a los progresistas y liberales diputados citadinos.

Para que los oligofrénicos ciudadanos no nos pongamos hasta las manitas, se prohíbe la barra libre y también obsequiar bebidas alcohólicas. Ya lo sabe usted, si le regalan una copita, ¡denuncie a los peligroso delincuentes que lo hicieron!

Los changarros de chispas (videojuegos) tendrán que clasificar los jueguitos según la edad que la Santa Iglesia y la Liga de la Moral perredista consideren apropiada para los chamacos que los jueguen.

Si usted tiene un cibercafé, tendrá que ver cómo le hace para que los santos e inocentes chamacos no puedan ver páginas cochinas. Como dice un amigo, ver como se destruye un planeta lleno de gente en Star Wars es apropiado para un chamaco, pero una teta al aire, ¡ni Dios padre que lo permita!

Y bueno, no se le olvide que siguen DISCRIMINANDO a los fumadores, así que ahora, quien no se adhiera públicamente a la campaña de discriminación poniendo el logotipo correspondiente, será castigado como si se tratase un peligroso delincuente.

En fin, que con el carnal Marcelo y la pejefamilia nos van quitando día a día las ganas de seguir viviendo, o más bien sobreviviendo, en esta ciudad.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s